×

24 agosto, 2020

La construcción del arte poético

La Casa Universitaria del Libro llevó a cabo la presentación del libro "La documentación de los procesos", una obra poética escrita por Hernán Bravo Varela y coeditada por la Universidad Autónoma de Nuevo León y Ediciones Era.

Por: Esperanza Armendáriz  

Así como hay una curaduría detrás del arte contemporáneo, la construcción de un poema vive un proceso similar que el escritor Hernán Bravo Varela (Ciudad de México, 1979) registra y expone en su más reciente obra literaria.

La documentación de los procesos, editado por la Universidad Autónoma de Nuevo León en colaboración con Ediciones Era, se presentó el 19 de agosto de manera virtual en el FB Live de la Casa Universitaria del Libro UANL; Nohemí Zavala, editora de Armas y Letras, sostuvo un diálogo con el autor acerca de la obra.

La construcción del arte poético
La construcción del arte poético

Bravo Varela, poeta, ensayista y editor del Periódico de Poesía de la UNAM, se refirió al texto "La filosofía de la composición" de Edgar Allan Poe como un ensayo central para entender no solo la escritura del cuento, sino de cualquier pieza moderna literaria.

“En este libro hay una reflexión en torno al poema, donde podemos ver esa documentación de los procesos del poema. Edgar Allan Poe habla de su proceso de escribir un poema, en documentar los tipos de abordaje que cada poeta hace del poema.

“Lo que vitalizaría es que quizá a la luz de ciertos cambios y paradigmas del siglo XX, y de la reincorporación del fragmento y de la ruina como elementos esenciales del alma romántica, se me ocurre pensar que podríamos sustituir los términos de Poe por la curaduría de la composición”, apuntó Bravo Varela.

Documentar es la base de las artes

El autor de La documentación de los procesos se cuestiona ¿Por qué solamente los creadores de arte contemporáneo pueden hablar de documentar un proceso?

“Para mí sí era importante traducir una idea con la que estoy evidentemente peleado con el arte contemporáneo, de ahí que la utilización de la ilustración en la portada de Las mesas de trabajo, de Gabriel Orozco, sea de naturaleza irónica.

“Documentar y proceso son dos palabras que se han convertido en el tótem y tabú en el arte contemporáneo; su uso y su abuso en la jerga curatorial parece que las libra de cualquier tipo de vecindad con la literatura, con la música o cualquier otro arte, y me parece que no hay poema que no parta de documentar un proceso”, refirió el escritor.

La construcción del arte poético
La construcción del arte poético

Bravo Varela, Premio Nacional de Poesía Joven Elías Nandino 1999, insistió en que documentar un proceso es la base sobre la cual todo arte, literario, pictórico, dancístico, musical se genera, “lo importante es cómo entendemos la estética por visual y cómo entendemos la documentación de determinada circunstancia y experiencia”, explicó.

Todo inicia con “el ver”

Nohemí Zavala enfatizó en que La documentación de los procesos abre encuentros como puntos de partida; lo refiere como un libro poema; pero, al mismo tiempo, un ensayo de maneras de mirar puntualmente.

“La pregunta más inquietante para mí, en esa travesía que representó para ti este libro como poeta y con tu manera de ensayar, es qué fue lo que este libro te reveló acerca del poema como forma, como medio, como tradición, como institución”, cuestionó Zavala.

Tienes razón, en particular sobre el verbo que mencionaste: ver, los modos de mirar. En este libro en particular sí creo que se impuso la necesidad de ponerse corchos en el sonido, dejarlo arrumbado y privilegiar ese sentido más disminuido, más tamizado, que es el de la vista.

Hernán Bravo Varela

Poeta, ensayista y editor del Periódico de Poesía de la UNAM

“Sé que esto puede sonar como una cosa dada para muchos poetas, pero para mí fue internarme en un bosque de niebla cerrada que no te permite ver si quiera la mano que se extiende a medio metro.

“Entonces entrar en esa densidad para dejar de oír y tratar de avizorar algo, sentenciarse de alguna manera en contra de lo que pasa. Yo busqué decididamente apagar o bajar un poco al volumen y subirle de intensidad, a veces no solo a la nitidez, sino en el contraste a lo que se podía ver”, explicó.

Hernán Bravo Varela ha publicado los libros de poemas Oficio de ciega pertenencia (1999), Nueve poemas, Sobrenaturaleza, Hasta aquí. Con Ernesto Lumbreras editó El manantial latente. Poesía mexicana desde ahora (1986-2000). Es autor de los libros de ensayo Historia de mi Hígado y otros ensayos (Premio de Letras del Bicentenario Sor Juana Inés de la Cruz en el área de ensayo) y Malversaciones: sobre poesía, literatura y otros fraudes (2019).

Publicidad