×

14 mayo, 2020

Rompen nuevoleoneses el molde familiar

En Nuevo León existen más de 20 tipos de familias. Reconocer la diversidad familiar resulta importante para atender y resolver los problemas sociales y económicos que enfrentan cada día.

Por: Blanca Medina Viezca   Fotografía: Octaviano Mata Pérez

Aunque las familias tradicionales prevalecen en México, la diversidad familiar se ha acrecentado en los últimos años. Tan solo en Nuevo León se tienen registrados más de 20 tipos de familias.

Manuel Ribeiro Ferreira, profesor de la Facultad de Trabajo Social y Desarrollo Humano, de la Universidad Autónoma de Nuevo León, aseguró que más del 50 por ciento de las familias del Estado no corresponden a familias nucleares conyugales (formadas por miembros de un único núcleo de padres-hijos).

A través del Diagnóstico de la Familia Nuevo León, el profesor universitario explicó que se identificaron 29 tipos de familias en el Estado, pero aseguró en estudios a nivel nacional se han definido hasta 400 tipos.

“Ya no es esa familia estrictamente patriarcal con una jerarquía muy delimitada, donde únicamente el hombre era proveedor y la mujer la que se encargaba de todas las funciones domésticas y que además la concebimos como que predomina la familia formada por los padres y los hijos; eso ha venido cambiando”, aseguró el Coordinador del Doctorado en Filosofía con Orientación en Trabajo Social y Políticas Comparadas de Bienestar Social, de la UANL.

Los 6 tipos de familias que predominan en Nuevo León:

Familia típica nuclear conyugal

Conformada por padres e hijos. Son miembros de un único núcleo familiar.

Familia sola

Integrada por esposos pero sin hijos.

Familia de 3 generaciones con pareja en la jefatura

Donde convergen abuelos, padres e hijos. Son los padres los encargados de dar el sustento a la familia.

Familia monoparental

Integrada por un hombre o una mujer que vive solo(a) con sus hijos.

Familia unipersonal

Hogar integrado por una sola persona (jefe del hogar).

Familia ampliada

Pareja con hijos en la que el hombre o la mujer estuvo previamente casado(a).

Entre otros tipos de familias destacan la conformada por abuelos y nietos, la monoparental femenina o masculina con jefatura de hijos, la unidad de corresidencia (residentes sin parentesco entre ellos), hombre o mujer solo(a) con hijos y otros parientes, la unidad familiar atípica (hermanos viviendo juntos), homoparental, etcétera. 

Irán en ascenso familias reconstituidas

Ribeiro Ferreira, miembro del Sistema Nacional de Investigadores, Nivel II, del Conacyt, aseguró que la cantidad de familias reconstituidas irá en ascenso.

Debido al crecimiento de la tasa de divorcios en Nuevo León, el especialista de la UANL señaló que cada vez serán más las familias integradas por padres biológicos y/o adoptivos.

Rompen molde familias de Nuevo León
Rompen molde familias de Nuevo León

“El hombre está en dos hogares, es decir, se separó de su mujer, hizo otro hogar y sus hijos se quedaron en el primer hogar; tiene un hijo con otra mujer y esa mujer tiene un hijo con otro hombre, etcétera”, ejemplificó.

Tan solo en 2017, en Nuevo León se registraron 66 divorcios por cada 100 matrimonios. En 2013 la cifra apenas llegaba a los 25 por cada 100.

“Cada vez va a ser más común decir ‘tengo medios hermanos por acá, medios hermanos por allá’. La gente ya habla de tener un padre biológico y padre adoptivo o esposo de mamá”, explicó Manuel Riveiro, quien cuenta con más de 150 publicaciones sobre familia y género.

“Esto tiene que ver, entre otras cosas, con el desprendimiento de los valores religiosos. Ya no le hacen más caso a la norma religiosa que a su propia voluntad. Además, la mujer ya está más empoderada, ya no depende tanto económicamente del hombre”, aseguró el doctor por la Universidad Laval, de Canadá.

Mujeres asumen jefatura del hogar

Tras evaluar dos mil 774 hogares, como muestra representativa del estudio, se encontró que en las familias monoparentales predominan los hogares donde las mujeres viven solas con sus hijos.

Esto las lleva a asumir la jefatura del hogar, incluso en los hogares donde además de los hijos viven otros parientes. Ante esto, el especialista señaló que es importante:

  1. Reconocer la diversidad familiar para romper con el mito de que solo existe la familia nuclear conyugal.
  2. Hacer un diagnóstico de las necesidades diferenciales de las familias.
  3. Establecer las redes de apoyo idóneas para que las familias reciban apoyo, según sus necesidades.

“Las familias monoparentales son más vulnerables que las familias completas, y si están encabezadas por mujeres, ya de entrada, por el hecho de ser mujeres, las mujeres están en desventaja.

“En los hechos son familias que existen, familias que tienen los mismos derechos y familias que deben tener las mismas oportunidades y es parte de esta diversificación familiar”, puntualizó el investigador de la Universidad. 

Publicidad